Experiencias internacionales – Holanda, Paises Bajos

Kijkwijzer

Desde noviembre de 2001 funciona en Holanda un sistema de clasificación de contenidos audiovisuales gestionado por el Instituto Holandés para la calificación de los medios audiovisuales, Nederlands Instituut voor de Classificatie van Audiovisuele Media, NICAM ( https://nicam.nl/en/).

Este instituto desarrolla su actividad en diferentes campos:

  • La calificación de películas, series y programas de televisión (Kijkwijzer)
  • La calificación de videojuegos y apps (PEGI)
  • La calificación en las plataformas de compartición de videos (YouRateit)
  • Consuloría legal sobre las restricciones de edad (Bureau 240a).

Por lo que se refiere al sistema PEGI, se encuentra descrito en el apartado español referido a los videojuegos.

En cuanto al sistema Kijkwijzer, advierte a padres e hijos si una película, serie o programa de televisión puede ser perjudicial para los niños según su edad.

Kijkwijzer fue implantado en 2002 y evalúa desde entonces todos los productos ofrecidos en Países Bajos en forma de programas de televisión (con la excepción de los programas en directo y de noticias por no ser posible su clasificación anticipada) y películas de cine en las salas y en vídeo (VHS o DVD). Desde abril de 2005 también se aplica a los servicios proporcionados por los teléfonos móviles.. Aún no se evalúa Internet, aunque NICAM está realizando desarrollos en esta área.
Los propios prestadores del servicio audiovisual o los propios productores en encargan de la clasificación, empleando codificadores expertos formados por NICAM. En total, hay más de 300 codificadores activos trabajando en la industria. Estos codificadores no se limitan a asignar una categoría de edad o a realizar una descripción temática. Deben responder un extenso cuestionario estandarizado on line a partir del cual, desde NICAM, se determina la clasificación final, la cual se incluye en una base de datos central.

El sistema Kijkwijzer se basa en el conocimiento científico del daño potencial que pueden hacer las imágenes, lo que hace que las clasificaciones sean más objetivas y aumenta su aplicabilidad. Es flexible, se actualiza con los nuevos conocimientos científicos y los desarrollos tecnológicos.

Kijkwijzer no es una recomendación en términos, calidad o buen gusto. La clasificación no tiene en cuenta, por ejemplo, cuál es el nivel de dificultad o qué habilidades se requieren para poder entender un largometraje. Tampoco aconseja sobre la idoneidad del contenido; se limita a advertir de la existencia de imágenes que pueden dañar a los menores, siendo la responsabilidad final de los padres.

Si un responsable de contenidos no está de acuerdo con una clasificación, puede presentar una alegación ante NICAM, que cuenta con un Comité de Quejas independiente. La respuesta del Comité, estimatoria o desestimatoria, es siempre motivada.
El cumplimiento de Kijkwijzer aporta también seguridad legal, ya que el Código Penal Holandés prohíbe la emisión o exhibición de contenidos accesibles a menores para los que no son adecuados.

Kijkwijzer se aplica a casi todas las obras televisivas, cinematográficas y comercializadas en DVD, aunque en este último canal hay algunos productos de distribuidores no afiliados a NICAM o importados de otros países sobre los que el Instituto no tiene capacidad de actuación.

Desde el principio, el sistema Kijkwijzer ha tenido en cuenta los deseos y opiniones de los usuarios. Además de recabar las opiniones de los padres y madres a través de encuestas bianuales, éstos también participaron en la implementación de Kijkwijzer a través de un comité asesor independiente. Más del 90% de los padres declaran utilizar Kijkwijzer al elegir películas de cine, DVD y programas de televisión. Nueve de cada diez padres también consideran que las recomendaciones de Kijkwijzer son fiables, y dos tercios de ellos están siempre o con frecuencia de acuerdo con las recomendaciones de edad.

Cuando un usuario no está de acuerdo con una clasificación, puede acudir al Comité de Quejas. Quienes incumplan las normas corren el riesgo de sufrir sanciones.

Cualquier persona que identifica una posible infracción de las normas de Kijkwijzer por parte de los afiliados al sistema puede presentar una reclamación a NICAM utilizando un formulario específico incluido en su página web.

La reclamación es analizada por un equipo independiente de expertos, siempre que sea pertinente a efectos del sistema. Por ejemplo:

  • Un programa de televisión o película muestra en pantalla una clasificación puede no corresponderse con la de la base de datos.
  • Un programa de televisión o película muestra en pantalla una clasificación que, aun correspondiéndose con la de la base de datos, podría no compadecerse con los criterios de calificación a juicio del reclamante.
  • Un operador emite un programa de televisión, una película o una promo de éstos en una franja horaria que podría no ser la permitida.
  • Una película en sala o DVD con la clasificación para todas las edades podría incluir un tráiler promocional de clasificación superior
  • La clasificación que aparece en la carátula del DVD puede no ser la correcta
  • Un programa de televisión, película o tráiler se difunde sin calificación, por dejación del difusor o porque no ha no ha sido previamente clasificado.

Una vez comprobada la veracidad de la reclamación NICAM se pone en contacto con la emisora o los distribuidores de la película o DVD, requiriendo su adecuación.

  • Si el responsable atiende al requerimiento dentro del plazo de tres días hábiles, ajustando la calificación o, en su caso, la franja de emisión, se informa al reclamante del avenimiento y, salvo indicación en contrario de éste, el procedimiento se da por concluido.
  • Si el responsable no atiende el requerimiento en un plazo de tres días hábiles, la queja se envía a la Comisión de Reclamaciones de NICAM, que inicia un procedimiento contradictorio dando voz a las partes (reclamante y reclamado y en un plazo aproximado de cuatro semanas se pronuncia mediante resolución por escrito.

Hay algunos casos excepcionales en los que la reclamación pasa directamente a la Comisión de Reclamaciones sin requerimiento previo:

  • En caso de que un producto audiovisual no haya sido clasificado en todos , excepto si su calificación de acuerdo con NICAM es para todas las edades.
  • En caso de una diferencia de más de dos categorías de edad entre la calificación que difunde el responsable del producto audiovisual y la clasificación según NICAM
  • En caso de que NICAM haya detectado un incumplimiento en su monitorización interna, de oficio o por una consulta, recomendando al responsable del producto audiovisual revisar la calificación y/o el momento de emisión, sin que éste haya atendido al requerimiento.
  • En caso de incumplimiento reiterado por parte del responsable
  • En caso de que la reclamación sea contra una decisión adoptada por NICAM a la hora de calificar y con la que el reclamante no está de acuerdo.

La Comisión de Reclamaciones puede, en su resolución:

  • Ordenar que se modifique la clasificación
  • Imponer además una sanción pecuniaria. Cuando el caso se refiere a una calificación inadecuada por parte de NICAM no hay sanción pecuniaria al responsable del contenido audiovisual.
  • Indicar la publicación de la Resolución en la web de NICAM

La parte no satisfecha puede recurrir la resolución de la Comisión de Reclamaciones ante el Comité de Apelaciones, por escrito y dentro de las cuatro semanas siguientes a la fecha de la resolución. La decisión de este Comité de Apelaciones supondrá la confirmación de la resolución o un pronunciamiento en contrario solicitando a la Comisión de quejas su reconsideración, la cual tendrá que pronunciarse de nuevo teniendo en cuenta el pronunciamiento del Comité de Apelaciones.

El sistema contempla la posibilidad de un procedimiento acelerado a instancias del reclamante, del reclamado o del propio NICAM. Por ejemplo, cuando se trata de una película de próximo lanzamiento en salas o distribución en DVD.

El gobierno ha reconocido a NICAM sobre la base de un artículo en la Ley de Medios. La Autoridad de Medios supervisa la implementación de Kijkwijzer e informa al Gobierno, y especialmente al Comité de Juventud, Medios y Violencia.

Las comparaciones internacionales realizadas por instituciones independientes, como la Comisión Europea y el instituto de clasificación alemán FSF, muestran que las clasificaciones de Kijkwijzer están a un nivel comparable a las de Inglaterra o Alemania, y en varios aspectos es aún más estricto.

Las cadenas temáticas de vídeos musicales utilizan Kijkwijzer al igual que los demás canales de televisión. Todos los videos musicales se evalúan utilizando el sistema de clasificación de Kijkwijzer.

En la actualidad, a NICAM están afiliadas más de 2.200 compañías y organizaciones de forma directa o a través de sus departamentos sectoriales. En el Comité́ de NICAM están presentes representantes de las organizaciones públicas y privadas de radiodifusión, productores, distribuidores y exhibidores de cine, y distribuidores y minoristas de venta y alquiler de vídeo. Además existe un Comité́ Consultivo para apoyar el funcionamiento cuyos miembros son expertos en las áreas de medios, juventud, educación y bienestar, representantes de las organizaciones de padres y de otras organizaciones sociales, así́ como de las compañías afiliadas a NICAM. La puesta en práctica de Kijkwijzer está en manos de las instituciones y empresas audiovisuales.

Kijkwijzer tiene en cuenta:

  • En primer lugar una recomendación sobre la edad,
  • En segundo lugar pictogramas para mostrar el motivo de la recomendación.

Criterios de calificación

Kijkwijzer tiene en cuenta tanto una escala de calificaciones según edad como unos descriptores referidos a los temas de los productos audiovisuales y a su tratamiento.

Los pictogramas utilizados en ambas dimensiones son los siguientes:

de edad 16 años no puede transmitirse antes de las 22.00 horas.

Criterios para la calificación

o En el caso de los descriptores temáticos:

Violencia

Puede contener escenas de personas que sufran lesiones o que mueran, a menudo mediante el uso de armas. También pueden contener derramamiento de sangre

Lenguaje soez

Puede contener groserías, tacos, insinuaciones sexuales, amenazas y toda clase de insultos.

Miedo

Puede contener escenas que se consideran demasiado perturbadoras o aterradoras para los más jóvenes o los jugadores emocionalmente vulnerables.

Sexo

Puede contener referencias a atracciones sexuales o relaciones sexuales. También puede contener desnudos y personajes femeninos vestidos con ropa sugestiva.

Drogas /alcohol

Puede contener referencias a las sustancias reales o ficticias que tienen consecuencias similares en uso, posesión o venta.

Discriminación

Puede contener la violencia o el acoso por motivos de raza, etnia, género o preferencias sexuales.

o En el caso de la calificación por edades:

No perjudicial

Para todas las edades

No recomendable para menores de 6 años

Contenidos que contienen escenas o sonidos que puedan asustar.

No recomendado para menores de 9 años

Mostración de violencia gráfica hacia personajes de fantasía

Mostración de violencia no gráfica hacia personajes de aspecto humano o hacia animales reconocibles,

Mostración de desnudos gráficos.

Lenguaje soez suave y sin palabrotas sexuales

No recomendado para menores de 12 años

Esta categoría se aplica cuando la representación de la violencia (o actividad sexual) alcanza un nivel similar al que cabría esperar en la vida real. Los jóvenes de este grupo de edad también deben ser capaces de manejar un lenguaje más soez, el concepto del uso del tabaco y drogas y la representación de actividades delictivas.

No recomendado para menores de 16 años

Violencia brutal que produce repugnancia en el espectador o elementos de tipos específicos de violencia

Procedimiento

La herramienta de clasificación es un cuestionario que incluye 60 preguntas que deben ser respondidas mientras se visiona un contenido específico.

Con ese cuestionario, los productores/difusores de obras audiovisuales (televisión, cine, video, internet) auto clasifican sus obras en línea, a través de codificadores propios entrenados en la herramienta.

Un programa informático desarrollado por Kijkwijzer calcula qué clasificación obtiene un determinado programa.

Básicamente, el codificador evalúa un contenido (programa, obra audiovisual) otorgando una calificación de edad a cada área temática con presencia

La recomendación final de edad viene determinada por el grado más alto alcanzado para cualquiera de los temas
En cuanto a la inclusión de los pictogramas temáticos, se incluyen los que hayan alcanzado la mayor puntuación (hasta un máximo de tres) mantienendo diempre un mismo orden de prelación: violencia, miedo, sexo, lenguaje grosero, discriminación, drogas.

Así, por ejemplo, i para un programa determinado la presencia de sexo alcanza un nivel que lo hace no recomendado para menores de 16 años por sus imágenes sexualmente explícitas, aunque para otras áreas temáticas en nivel asignado sea menor, el etiquetado del mismo se compondrá del símbolo 16 y el pictograma de sexo:


Fuente: Kijkwijzer

En otro caso, si un contenido no tiene escenas sexuales, de drogas o discriminación, pero sí de violencia y miedo, y a éstas se consideran como no recomendadas para menores de 12 años, el etiquetado se compondría del símbolo 12 y los pictogramas de violencia y miedo.

Fuente: Kijkwijzer

Reglas específicas de aplicación

Televisión

Los prestadores del servicio de radiodifusión televisiva están obligados a clasificar todos los programas y películas que emiten, con la excepción de informativos y espacios en vivo. Esta clasificación ha de indicarse en la pantalla al inicio del programa, y también en las revistas y webs televisivas, en el teletexto, en las EPGs, en los anuncios y promos.

Al clasificar programas en vivo, debe tener en cuenta el tiempo de difusión y en el caso de las noticias advertir a los espectadores antes de imágenes impactantes.

En el caso de la televisión, las edades de Kijkwijzer están vinculadas a las franjas horarias. Los programas con la clasificación Todas las edades, 6 y 9 años pueden transmitirse en cualquier momento del día. Los programas con la clasificación 12 años solo podrán emitirse a partir de las 20.00 horas y con la clasificación 16 años desde las 22.00 horas (hasta las 6.00 horas). Las promos y los mensajes comerciales sobre obras audiovisuales también se califican y puede determinarse en qué momento del día se pueden emitir.

Cuando se trata de videos musicales, aunque no se muestran en ellos pictogramas, un contenido con la categoría de edad 12 años no puede transmitirse antes de las 20.00 horas, y uno con la categoría

Películas de cine y DVD

Los distribuidores de películas de cine y DVD sometidos al sistema de NICAM son responsables de asegurar que todas sus obras audiovisuales cuentan con una calificación Kijkwijzer. Esta calificación se mostrará en anuncios, material publicitario, publicaciones, sitios web, carteles y en las cubiertas de los DVD.

También en los tráiler en el cine y en los DVD para determinar con qué película principal puede ser mostrados, no siendo nunca superiores en su gradación a la de la película principal.